El Abierto de Australia y los reclamos por Peng Shuai: polémica después de que confiscaran una bandera y remeras que pedían por su libertad

0
93
el-abierto-de-australia-y-los-reclamos-por-peng-shuai:-polemica-despues-de-que-confiscaran-una-bandera-y-remeras-que-pedian-por-su-libertad

La preocupación por el bienestar de la jugadora china Peng Shuai, quien en noviembre denunció en sus redes sociales por abuso sexual a un ex alto líder del Partido Comunista de su país, sigue presente en el arranque de la temporada tenística de 2022. Y en Melbourne, donde se está disputando el primer Grand Slam del año, el caso volvió a generar polémica. Porque la organización del Abierto de Australia defendió este domingo su decisión de confiscar una bandera y remeras con la leyenda “¿Dónde está Peng Shuai?” que llevaban algunos espectadores del certamen; aunque que la seguridad de la tenista es su “principal preocupación”.

“Según las condiciones que deben cumplir el público asistente al evento, no se permiten ropa, pancartas o carteles con mensajes comerciales o políticos”, le explicó un portavoz de Tennis Australia al diario local The Guardian.

Aunque también aseguró: “La seguridad de Peng Shuai es nuestra principal preocupación. Seguimos trabajando con la WTA y la comunidad tenística mundial para buscar más claridad sobre su situación y haremos todo lo posible para garantizar su bienestar”.

La controversial posición de la federación australiana se hizo pública hace unos días, luego de que Drew Pavlou, un conocido activista de derechos humanos del país oceánico, publicara en su cuenta de Twitter un video en el que se ve cómo los espectadores son abordados por la seguridad y luego por la policía de Victoria.

Video Part Two – Australian Open security call in police on human rights activists @pakchoi_boi @maxmokchito for wearing “Free Peng Shuai” shirts, try seize banner. I tried to reason with police over phone – how is it political to simply speak up for Peng Shuai’s rights? pic.twitter.com/duk36K06ki

— Drew Pavlou For Senate (@DrewPavlou) January 21, 2022

Las imágenes muestran cómo el personal de seguridad le quita una bandera a una persona y le pide a otra que se saque la remera que llevaba puesta, en la que se veía el rostro de Peng en la parte delantera y la frase “Where is Peng Shuai” (¿Dónde está Peng Shuai?) en la espalda.

Al preguntar el por qué de la confiscación, el agente de la policía le explicó: “No digo que no se puedan tener esas opiniones, pero Tennis Australia establece las reglas aquí”.

“Tennis Australia llamó a la policía simplemente por usar camisetas que hacían la misma pregunta que se han hecho Naomi Osaka, Serena Williams y seguidores en todo el mundo”, escribió Pavlou en Twitter. “¿Cómo es político simplemente defender los derechos de Peng Shuai?”.

Luego de que las imágenes se hiciera virales, la organización del Grand Slam -que tiene como uno de sus principales socios comerciales a la marca de licor china Guojiao 1573– confirmó que portar ropa o carteles que hagan alusión a la campaña mundial que reclama el esclarecimiento de la situación de Peng va en contra de las reglas que debe respetar el público que quiere asistir al torneo.

La federación, ​sin embargo, no censuró a las jugadoras que quisieron expresar su preocupación sobre la jugadora china.

El COI comunicó a fines de noviembre que Bach había charlado con Peng en una entrevista virtual. Foto Greg MARTIN / OIS/IOC / AFP

La japonesa Osaka fue una de las que pidió más información sobre el paradero de su colega. “Siento que si estuviera en su posición, me gustaría que la gente también se preocupara por mí. Me imagino a mí misma en su situación y da un poco de miedo. Pero quieres prestar tu voz y que la gente haga las preguntas”, afirmó quien fue campeona en Melbourne en 2019 y 2021.​

Todos estamos velando por su seguridad y esperamos que esté bien. Ojalá no pase mucho tiempo hasta que la veamos de regreso aquí”, comentó la australiana Ashleigh Barty, número uno del mundo.

En tanto, la bielorrusa Victoria Azarenka, ex líder del ranking y miembro del Consejo de Jugadores de la WTA, aseguró: “Estamos haciendo todos los esfuerzos para asegurarnos de que esté a salvo. Creo que ese es el objetivo principal en este momento. Como asociación de mujeres, estoy orgullosa de que estemos apoyando a nuestras jugadoras. No ha habido mucho progreso en el casi. Ojalá podamos saber de ella personalmente en algún momento”.

A principios de noviembre, Peng, de 35 años, reveló en un posteo en su cuenta de Weibo, red similar a Twitter, que había mantenido durante años una intermitente relación extra matrimonial con el ex viceprimer ministro chino Zhang Gaoli, hoy de 75 años, a quien acusó de haber abusado sexualmente de ella en una ocasión.

La publicación fue eliminada unos veinte minutos después, pero ese tiempo fue suficiente para que recorriera el mundo a través de las redes.

Una de las últimas apariciones públicas de Peng Shuai, en diciembre pasado. Foto Twitter @qingqingparis

Tras esta denuncia, la tenista estuvo dos semanas en paradero desconocido, lo que disparó el temor por su seguridad, y llevó a la WTA a suspender todos los torneros programados para jugarse en China por la censura y la falta de transparencia en ese caso.

La asociación que rige el tenis femenino afirmó que las noticias divulgadas por la prensa estatal de China -con fotos en la que se la veía en diferentes eventos y en su propia casa- ni el comunicado del Comité Olímpico Internacional, en el que su presidente Thomas Bach contaba que había mantenido una charla virtual con la tenista, quien aseguraba estar bien y en libertad, eran pruebas suficientes del bienestar Peng.

Tampoco convenció al organismo la aparición de la jugadora en un evento el pasado 20 de diciembre, en el que negó haber hecho las acusaciones de abuso sexual y aseguró haber estado en su casa sin ningún tipo de vigilancia de las autoridades el tiempo en que estuvo desaparecida.

“Estas apariciones no alivian o atienden la grandes preocupaciones de la WTA sobre su bienestar y su capacidad de comunicarse sin censura y coacción”, aseguró la WTA a través de su presidente, Steve Simon.

Mientras tanto, muchos tenistas y deportistas de primer nivel y también fanáticos del tenis se sumaron a una campaña virtual para pedir por la aparición y bienestar de la jugadora china bajo el lema “Where is Peng Shuai”, el mismo que generó polémica en este fin de semana, en medio de la acción del Abierto de Australia. 

Mirá también

Mirá también

TEMAS QUE APARECEN EN ESTA NOTA